We're too young.
Si una persona se mira mucho al espejo, hay dos posibilidades: o se quiere mucho, o se odia más de lo que te imaginas.
Lo ves y ahí es cuando te das cuenta que es demasiado para vos, que sos totalmente inferior, que no lo mereces, que él merece personas mejores, más lindas, más perfectas.. Y ahí es cuando te empiezas a alejar de él.